Ventajas de los pisos de linoleum (linóleo)

Puede que hayas dejado de oír hablar de él durante tiempo, pero el linoleum o linóleo vuelve a estar de moda. Este pavimento ha sido rediseñado con un toque chic y ahora está adornando los hogares y negocios de los mejores diseñadores y arquitectos de todo el mundo.

 

Antiguamente, el linóleo no era para todo el mundo, pero en la actualidad se ha convertido en una opción de diseño popular y práctica para cualquier propietario.

Vamos a ver todas las ventajas de los pisos de linóleum

 

Ventajas de los pisos de linoleum

 

1. Respetuoso con el medio ambiente

El linóleo destaca como uno de los pisos más ecológicos del mercado. Este piso está hecho de resinas naturales comprimidas, polvo de corcho, fibras de madera, pigmentos minerales y aceite de linaza.

El aceite de linaza proviene de las semillas de lino, que se renuevan rápidamente. El “lin” del aceite de linaza es el que da nombre al linóleo.

El soporte flexible está hecho típicamente de yute tejido o lienzo y pegado con un látex natural.

Para que os hagáis una idea, si decidís tirar el pavimento, se descompondrá por completo y no permanecerá en un vertedero durante cientos de años. Algunas personas incluso han compostado su linóleo.

El ser un pavimento natural es una de las mayores diferencias que tiene otros pisos aparentemente similares, como los vinílicos, que son derivados del PVC.

 

2. Resistente al agua y más

El linóleo antimicrobiano, ignífugo, resistente a las manchas y antiestático de forma natural.

También es resistente al agua. La palabra clave aquí es “resistente”. Esto significa que hay que tener cuidado porque puede llegar a dañarse si se expone a una humedad excesiva.

 

3. Tiene estilo

El linóleo viene en un arco iris muy amplio de colores, patrones, texturas y estilos.

La mayoría de los fabricantes ofrecen patrones de madera, moteados, sólidos, estriados y con aspecto de mármol. En algunos sitios también se pueden pedir incrustaciones y bordes troquelados a medida para crear un suelo único.

 

ventajas pisos de linoleo

¿Quieres ver ejemplos? Echa un vistazo estos pisos: Ver más aquí

 

4. Resistente

El linóleo pertenece a la familia de los suelos resilientes, junto con el vinilo y el corcho. Estos pisos se llaman resilientes porque en cierta medida se recuperan.

El linóleo es elástico y suave y tiene una propiedad mínima de auto curación. Las pequeñas abolladuras pueden reaparecer con el tiempo y los pequeños cortes pueden llegar a notarse menos.

 

5. Duradero

La mayoría de los fabricantes garantizan sus productos de linóleum durante veinticinco años. Cuidándolo bien y con un mantenimiento adecuado, su piso puede durar hasta cuarenta años.

 

6. Color continúo

A diferencia de los suelos vinílicos, el linóleo tiene un color continuo hasta el final. Por lo tanto, las abolladuras se notan menos porque no se desgasta tanto.

Esta es una de las razones por las que es un pavimento muy apreciado para edificios comerciales de alto tráfico, escuelas y centros de salud.

 

7. Una opción para los amantes del bricolaje

Ahora que está tan de moda el mundo del bricolaje y hay muchísima información en internet para aprender a instalar o reparar uno mismo, las marcas de pisos están creando productos fáciles de instalar que atraen tanto a los propietarios de casas más “manitas” como a los profesionales experimentados.

Anteriormente, sólo se podía comprar linóleo en un tipo de lámina que viene en rollos grandes y pesados. Este material rígido era difícil de trabajar y era mejor dejarlo a los profesionales para que lo instalen.

Hoy en día, el linóleo viene en formato de baldosas y tablas con un mecanismo de click-lock que se arma como un rompecabezas.

 

[Total:1    Promedio:5/5]

Deja un comentario